domingo, 28 de octubre de 2012

Lucia cuidando de Carol, en todos los sentidos.

- ¿Cariño me recoges? - Carolina
- Sí, claro. ¿Donde estás? - Lucia
- En la calle de atrás del centro comercial grande. Sal ya, que va a llover porfis - Carolina
- Voy en coche hacia allí, espérame - Lucia
- Gracias mi vida - Carolina

Lucia llegó super rápido,  recogió a Carol, esta entró en el coche, miró a su chica y le dijo "gracias, estaba muerta de frío" y Lucia la abrazó para que se relajara, le dio un besito, luego arrancó para ir hacia casa.

Llegaron, y Carol tenía la parte de arriba mojada de la lluvia, su chica se acerco y le dijo "Cariño, quítate eso, te vas a enfriar" así que se cambio y se puso una camiseta de pijama sueltecilla.

- Oye que gracias por cuidar así de mi - Carol
- No es nada mi vida - Lucia
- Te quiero muchísimo - Carol
-Y yo a ti, por cierto sigues helada, anda ve a la ducha calentita, que te sentará bien y luego te arropo en la camita - Lucia

Carol fue a ducharse, tenían una mampara borrosa para la ducha, Carol se duchaba y Lucia entró en el baño para lavarse los dientes, se quedó embobada mirando la silueta de su novia duchándose, y pensó "¡¡Dios es mía!!".
Carol paró la ducha y abrió la mampara y dijo "Cariño me espías jajaja" y Lucia muy nerviosa dijo "No no, venía a taparte con la toalla"

Lucia tapó a Carol con la toalla, la rodeó con sus brazos muy suavemente, mientras esta se lo agradecía a besos en los mofletes sonrojados de Lucia.  Compartían miradas y "te quieros" que sonaban a eternidad.

Fueron hacia la habitación y Lucia cogió el pijama de Carol y se lo dio para que se lo pusiera, así que se sentó en el borde de la cama y empezó a abrocharse los botones de la camisa del pijama.

Lucia miraba por detrás, se acercó por encima de la cama y le susurró al oído "Te amo mi vida", Carol se estremeció y Lucia le dijo que se estuviera quieta, que no se moviera y esta empezó a besar el cuello de Carol desde atrás notando el olor de recién salida de la ducha y como su chica se estremecía y sentía cada beso y cada paso de lengua por su cuello.


Carol se movía dejando más cuello a Lucia, seguían sentadas en el borde de la cama estando Lucia detrás de rodillas en la cama inclinada hacia Carol. La respiración de esta subía de tono, Lucia cogió las manos de Carol y las echó hacia atrás, así que ella desde arriba podía ver como el pecho de Carol se estremecía y podía notar sus pezones a través de la camiseta, lo que le hizo excitarse.

Carol estaba notando como el calor subía por su cuerpo, y se puso de pie, y se puso cara a cara con Lucia en el suelo de la habitación, las dos de pie.

Comenzaron a hablar a escasos centímetros labios con labios.
- Me gustan tus manos - Carol (acariciando las manos de Lucia)
- A mi como resaltan tus pechos en el pijama - Lucia (tocando las puntas de los pezones de Carol)
- ¿Sabes que soy tuya? - Carol
- Lo sé, y me encanta, es lo mejor que he oído nunca - Lucia
- Cuida de mi - Carol
- Eso siempre amor - Lucia

Comenzaron a besarse saciando el deseo y la pasión que sentían, Carol se estremecía aun mas con la lengua de su chica la cual le mordía los labios, en cada mordida Lucia podía sentir el calor que Carol desprendía ahí abajo, ya que los cuerpos estaban encajados totalmente.

Lucia cogió de la mano a Carol y la llevó a la cama, la tumbó ligeramente, y le quitó el pantalón, se quedó sólo con la camisa. Lucia comenzó a besar los muslos de Carol, notaba el latido y el calor que desprendía y no podía esperar a saciarla y satisfacerla.

Se acerco, Carol abrió las piernas suavemente por inercia, lo cual hizo que Lucia agradeciera ese ofrecimiento pasando su lengua suavemente por todo el clítoris, Carol soltó un gemido leve de placer, Lucia continuó en círculos hasta hacer que Carol llegara al placer máximo, los gemidos y lo mojada que estaba su novia la motivaron.

Lucia subió hacia la boca de Carol, los cuerpos se volvieron a encajar.

- Eres mi diosa.
- Me haces ser así.
- Sigue haciéndome tuya.

Y antes de que Carol pudiera acabar la frase notó como la golpeaban abajo, el "sigue haciéndome tuya" acabó con un gemido en la boca de Lucia.

Golpe tras golpe, clítoris contra clítoris, los cuerpos aumentaban de temperatura, se movían al compás, Carol abría las piernas y las subía, para poder sentir a Lucia entera y húmeda. Cada golpe daba mas placer, solo podía gemir y pedirle que siguiera.

- Me corro
- ¡¡Sigue!!
- ¡¡Dios me corro!!
- ¡¡¡Ahora ahora!!!

Lucia dio un último golpe que llevó a las dos a correrse y morir de placer.

Lucia cayó rendida encima de Carol, y esta la echó hacia un lado y se quedó contemplándola, y acariciándola.

- Me ha encantado
- Siempre seré tuya
- Te amo
- *** Y yo también *** - (Lucia estaba agotada)

Carol tumbó a su novia boca arriba para que descansara, se puso a cuatro patas sobre ella con una pierna a cada lado a mirarla, mimarla y acariciarla.

Comenzó a besarle el cuerpo, y notó como Lucia se activaba, decidió seguir bajando, con las manos despacio y suave jugó con los pezones de Lucia y la lengua.  Recorría el torso y pechos de ella con la lengua, mientras que su mano bajaba hacia lo mas mojado y caliente. Lo acarició y Lucia abrió las piernas dando paso a los dedos de Carol.
Carol besó a Lucia tiernamente, suave y notando cada gota de saliva de ella, eso le hacía excitarse más.

- Eres preciosa - Carol (siguió acariciando torso y a veces bajaba los dedos a acariciar el clítoris de su chica)
- Sigue cariño - Lucia.

Carol metió dos dedos y comenzó a moverlos muy muy suave dentro de Lucia, las piernas de esta se abrían y cada vez que Carol movía los dedos hacia delante y atrás, Lucia gemía y Carol se excitaba más y más.


Los metía muy muy despacio, tanto que a veces parecía que el tiempo se paraba en ese momento de placer para las dos. Para Lucia porque notaba a su chica dentro, haciéndole sentir placer y para Carol porque estaba notando lo que produce en su chica.

- Te lo dije, somos una.
- Sí, lo somos, sigue hasta que no pueda más.

Carol siguió hasta que Lucia terminó satisfecha completamente.
Acabaron postradas al lado de cada una, en la cama.




Publicar un comentario